OCR Interpretation


Gazeta de Puerto-Rico. [volume] ([San Juan, P.R.) 1806-19??, October 28, 1841, Image 3

Image and text provided by University of Puerto Rico, Río Piedras Campus, Library System

Persistent link: https://chroniclingamerica.loc.gov/lccn/2013201074/1841-10-28/ed-1/seq-3/

What is OCR?


Thumbnail for

qae abraza el pensamiento dominante en el discurso que pro
nunció dicho señor contra la totalidad del proyecto,
Entre las diferentes proposiciones que al principio de la
sesión de hoy se han presentado al Congreso, nos ha llamado la
atención la del Sr. Diez, proponiendo que en vista de lo ade
lantado de la legislatura y de la urgencia é importancia de la
ley de indemnizaciones á los pueblos y particulares que hayan
sufrido perdidas durante la guerra civil, se autorizase al Go
bierno para llevarla á efecto conforme al dictamen emitido por una
comisión del Congreso. El Sr. Fuente Andrés, como individuo
de la comisión, ha hecho presente que nunca debería enten
derse suspendida la discusión comenzada ya sobre esté intere
sante asunto, por consecnencia de la proposición de ley del Sr.
Diez. Acordado asi por el Congreso, la proposición ha sido re
mitida á las secciones para el nombramiento de la comisión cor
respondiente. Pasóse luego al proyecto de autorización para el anticipo
de los 60 millones. La indicación hecha ayer por el Gobierno á
fin de que se sustituyese á la garantía de la contribución de
frutos civiles, eliminada de la autorización la renta del papel se
llado ha excitado no escasa oposición por parte de algunos Sres.
Diputados. Los Sres, Méndez Vigo, Muñoz Bueno y Madrid han
combatido esta sustitución por creerla anti-reglamentaria, y
porque con ella se ligaba al contrato una renta mas. Los Sres.
Quinto, Gil(D. Pedro) y el conde de las Navas han probado las
ventajas de la sustitución, á fin de que el Gobierno pueda con
sultar mas privilegiadamente los intereses del país: en el punto
reglamentario, el acuerdo tomado ayer por el Congreso dirimía
toda dificultad. El Sr. Ministro de Hacienda ha tomado di
ferentes veces la palabra en este debate, arrojando sobre él to
da la luz que podía necesitarse. El Congreso ha dado su voto
afirmativo á la agregación de la renta del papel sellado por una
inmensa mayoría: Reclamada la votación nominal por varios
Sres. Diputados, el resultado ha sido el de 75 votos en pro y J3
solos en contra.
El artículo 59 y último de ía ley ha ofrecido escasa, si acá
ed alguna impugnación, y terminado completamente este largo
y empeñado debate, so ha dado vado al dictamen de la comi
sión autorizando al Gobierno para levantar un préstamo, á fin
de construir un camino de travesía por Castilla comunicando
con los de Galicia hasta la Coruña.
Sin oposición de ningún género ha sido votado este proyec
to, procediéndose luego al del reemplazo del ejército.
La totalidad ha sido discutida con prolijidad, tomando oca
sión con este motivó los Diputados militares para controvertir
la materia de reemplazos, la necesidad de la quinta actual y la
mejor organización de los ejércitos permanentes. En este sen
tido los Sres. Ministro de la Guerra, Serrano y Lujan han ocu
pado con interés la atención del Congreso. El debate ha termi
nado por un discurso en contra del Sr. Collantes (D. Antonio),
que distrayéndose del objeto en cuestión parecía desear que nues
tros ejércitos se pusiesen al nivel de las potencias mas subalter
nas de Europa, acusando en cierto modo á los que militaban en
1823 y haciendo cargos al Gobierno por el desahogo que la
población de alguna de las provincias Vascongadas busca, em
barcándose para Montevideo, cosa antigua por cierto, natural en
tiempos bonancibles á gentes vividoras, y común por último i
las naciones mas florecientes como la Inglaterra y la Francia.
El Sr. Diputado sin embargo apellidaba vergüenza del Go-
bienio esta emigración mercantil é industriosa. No ha faltado
energía en las contestaciones: el Ministerio, argüido con tan
crudas espresiones en materia de tal naturaleza, ha empleado
en la réplica la digna severidad que reclamaban. El Sr. San
cho ha venido luego de refresco, y nada do lo necesario ha
quedado por decir en el terreno anómalo adonde se había hecho
descender,
El resto de la sesión se ha ocupado en el examen por ar
tículos, después de haberse prorogado, y leído y votádose antes
de que el Sr. Presidente la levantase el proyecto de ley sobre
la autorización de 60 millones que probablemente habrá sido
remitido acto continuo al Senado.
Idem 30 de idem.
En grao parte ha .ocupado la sesión de hoy una proposición
del Sr. Cuetos relativa á que se encargase la correspondencia
con la Habana á la marina militar, cesando de hacer este ser
vicio la compañía que años há lo presta en virtud de un con
trato celebrado con el Gobierno. Varios Sres. Diputados han
suscitado la duda del carácter con que semejante proposición se
presentaba, puesto que si habia de ser considerada como pro
yectóle ley, no podia aprobarse por el Congreso sin que una
comisión de su seno emitiese el correspondiente dictamen: tam
bién se previo por los Sres. Diputados el caso deque quisiera
considerársela como una mera proposición, en cuyo supuesto no
era de las atribuciones del Congreso resolver en un asunto pro
pio, como este, de las atribuciones del Gobierno. El Sr. Olóza
ga, que con mas copia de razones ha hecho patentes al Congre
so las dificultades de aprobar la proposición del Sr. Cuetos, que
acababa de ser tomada en consideración, ha dejado completa
mente vencida la cuestión:. el Sr. Pacheco por lo tanto no ha
hecho mas que reproducir las observaciones anteriormente adu
cidas. En vista de esto el autor de la proposición, satisfacién
dose con que el Gobierno se considerara estimulado por este
medio á encargar i la marina militar un servicio que puede
producir tan buenos resultados en la educación práctica do
nuestros marinos, ha retirado su enmienda prévio el consenti
miento del Congreso.
t El proyecto de ley sobre el reemplazo del ejército ha con
tinuado luego, prosiguiéndose la discusión del art. Io que ha si
do aprobado al fin como lo habia propuesto la comisión.
Entre las diferentes enmiendas presentadas por el Sr. Ser
rano, afectaba una al art. 29 del proyecto. La comisión, de
acuerdo con el Gobierno, proponía que de los 50,000 hombres
con que se atiende al reemplazo, 20,000 procedentes de los alis
tamientos de 1810 se destinasen á la reserva, y los 30,000 de
J8Ü al ejército activo: el Sr, Serrano pretende que la división
se haga con igualdad, destinándose á cada uno de aquellos ser
vicios 25,000 hombres.
La enmienda ha sido tomada en consideración, y en su
consecuencia se ha comenzado á deliberar sobre ella en unión
con el artículo á que se refería.
Este debate no ha ofrecido nada de notable, á excepción
de un cargo grave por su tendencia, que el Sr, Méndez Vigo,
D. Pedro, ha juzgado oportuno dirigir al Gobierno con este
propósito, Según la opinión de este Sr. Diputado nodebia votar
se número ninguno .de soldados para la reserva, .siendo suficien
te para esta fuerza la Milicia ciudadana: de esta consideración
partió para quejarse duramente de que no se hubiese hablado
nada de la Milicia popular, llevando sus inculpaciones hasta el
punto do afirmar como consecuencia de este hecho que el Go
bierno desatendiese esta importante institución,
El Sr, Ministro de la Guerra ha rechazado con energía
tan inmerecidils suposiciones. Tratándose del reemplazo del
ejército, nada mas natural que no so hablase, ni en el proyecto
ni en la discusión de la Milicia nacional que no juega en lo
.mas mínimo en este negocio. Tampoco en la ley del culto y
clero ni en otras de índole no menos extraña á la Milicia popu
lar, se habia hecho mérito de ella sin que el Sr. Méndez Vigo
escogiese aquel terreno, como ha dicho muy bien el Sr. San
Miguel, para hacer tan severos cargos al Gobierno: por lo de
más el ministerio que aprecia en todo su valor aquella insigne
arma y que cuenta con su denuedo para todos los casos en
que sea menester apelar á la fuerza de la nación, ha considera
do á la Milicia como uno de los datos mas importantes del pro
blema que este proyecto de ley tenia que resolver; razón por
la cual ha podido limitarse á una demanda tan reducida en
circunstancias como las presentes. A no estar armada la na
ción, y á no contarse con la fuerza ciudadana podría caber
en la cabeza de ningún hombre de Estado el pedir solamente
50,000 hombres para la reserva actual de nuestro ejercito?
El Congreso ha escuchado con interés la ilustrada y digna
respuesta del Sr. Ministro; las horas del reglamento eran ya
transcurridas á la sazón, y acordado que fue no prorogarlas, el
Sr. Presidente ha aplazado para mañana la continuación do
este y demás negocios pendientes. (G. de Al)
Arruinado en consecuencia de estipulaciones desgraciadas,
el Sr. Germán P.... habiendo quedado viudo con un hijo de dos
años, se habia retirado á una de las extremidades de Paiis,
donde vivía en medio de las mayores privaciones, á fin de sus
traerse á las persecuciones diarias de sus numerosos acreedores.
Antes de ayer á las cinco de la tarde nna casualidad funesta b
hizo encontrar junto al establecimiento de bombas de incendio
de Caillot, aquel de sus acreedores que se había mostrado mas
encarnizado. Este, acercándose con colera, le reprochó sus deu
das y su desaparición, y concluyó con la amenaza Ue hacerlo

xml | txt