OCR Interpretation


La democracia. (Ponce, P.R.) 1890-1948, August 08, 1891, Image 2

Image and text provided by University of Puerto Rico, Río Piedras Campus, Library System

Persistent link: https://chroniclingamerica.loc.gov/lccn/sn90070270/1891-08-08/ed-1/seq-2/

What is OCR?


Thumbnail for 2

La Democracia
l o n ce, S:lln!o, Agosto 8 tle 1891
PEDIMOS LA PRUEBA
La Balanza rnproduco nuestros
-arjiunlos La verdad sobro un mee
tinrf y Dignísima actitud, preten
di&ndo quo nitro los dos trabajos
existo un dnaliátno que nosotros
no alcanzamos á, descubrir.
Y coum es preciso que el colo
ga patentice la oxactitud de sus
afirmaciones, porque do otro mo
do nos daría motivo para supo
nerle ignorante) ó malévolo, le in
vitamos á quo concreto sus juicios
y á quo señalo los puntos do con
tradicción, de tal guisa, que so
destaquen con fuerza y surjan
claros v evidentes auto la mirada
escrutadora del público.
Concedemos al periódico incon
dicional muy buen sentido : y por
bu proejo nombre ya quo no por
la cortesía quo nos debo accede
rá i nuestra súplica, desmenuzan
do, frase porase, los párrafos en
que i'csiQ'o el vicio que nos atri
buyo. "Venga al palenque La Balan
za ; descubra su arsenal de silo
gismos escolásticos; aperciba sus
razonamientos poderosos, y prué
benos que no estamos conformes
con nosotros mismos. Ninguna oca
sión más propicia si quiero ejer
cer sus facultades críticas y sus
talentos profundos.
No basta condenar cx-cathedra
y sentar como dogma lo quo
ni aún alcanza los honores do
opinión discreta : os necesario ir
más al fondo y establecer la ver
dad sobro bases algo más sólidas
quo un maquiavelismo trasno
chado y cursi.
Cuando dice La Balanza que
en ol trascurso do cuarenta y ocho
horas varía de criterio La .Demo
cracia, nosotros exigimos quo so
demuestro, con nuestros escritos
y con ol comentario quo ellos su
gieran, dondo están esos dislates
do que so nos acusa.
En La verdad sobre un mceting
nos proponíamos decir y digi
iii os muy alto que no era deco
roso para los autonomistas electos,
aceptar una elección sin prestigio.
En el suelto Dignísima actitud,
aplaudíamos al señor Arrillaga,
quo so mostró do todo on todo
identificado con nuestra manera
dó apreciar los acontecimientos.
Ya lo sostuvimos antes: el se
gundo artículo es consecuencia
lógica y natural del primero, y
lejos de contradecirse los dos mu
tuamente, so aclaran y so comple
tan y tienden á nn solo objeto y
definen un solo principio.
Las necesidades do la lucha,
acaso la falta do asuntos para nn
editorial efectista, miaron á La
Balanza, do ordinario tan cir
cunspecto y cortés. Nosotros la
mentamos la ligereza del periódi
co adversario ; pero tratándoso do
nuestro crédito como es";? '
ÜÜ
4 Vi"
1roa r itií ir': . 'ul
y llovaretnoa hasta suo -v. .
ííii tes la. cuestión, 8Ín salir jamao
do las formas cultas empleadas
constantemonto por La Demo
cracia. Si nuestro impugnador olvida
no lo creemos lo que exigen la
probidad y la honradez periodísti
cas ; si so encierra en un silencio
hipócrita ; si rehuyo la discusión á
quo lo llamamos, ya nos encarga
remos do probarlo quo tampoco
.Tirios MAISY
M ARGELINA
ón española de Francisco Carla
V .TERCERA PAUTE
HAECA DE LAS CORZAS
VI
Oalló'.n Marcelina, bnjó la cabeza y Beaa-
f.it n'gaió lictcauo:
S ibi.t.iio que e staba enfermo, sf, en
fermo del espíritu, ttula csi-craDzas de e xl
vanrí enviándouit! eí-e recuerdo tan querido
"lEutuocia Marcelina creo quo la aiaol
No, porque el ator no e3 posible.
Enpeí6 á paet ursa lectamento par bü des
pacho.
Os c acho, dijo pa?a-Io3 unos iostai
te, i' t6 : o qno tenéis que decirme!
l.irffiMna oí H'b. eüor lieaafort.
liebre á "reír ét, pero do una manera
nervio y !t5vsfí;rda.
iiv.r.u f roib!o ico lo crea!
O i a'iiatH !p;s:ooadamante, y yo lo eé,
porque y á á ea lado veiute añof, y quo du
ranto so vo nto añ M fueiou muy pocos los
áíité qne drjó de veri, y lofó, porque tn
todo lm'ltu a vea y a todo I nmuiaa
. de duBfinpeiacióo y ternura acudían
-. á saberlo todo?
mor avié rao nbsndonóí
y lo dolorido da ra
nos duelen prendas y quo sabemos
llamar al pan pan y al vino vino
Reflexiono La Balanza y verá
que nos sobran razón y derecho
para ser intransigentes, ahora que,
sin más ni más, hay quien nos
acuso de contradicciones quo na
dio encontrará en las columnas do
La Democracia.
Respetamos los fueros del com
pañerismo; pero no toleramos que
sobro nosotros pao la inexactitud.
nv i T i i ' ,
Tiene la palabra el órgano inte -
grxsia.
i
asé
Un cablegrama de Madrid :
"Julio 21. El pobieino hará extensivo
las provincias de Ultramar la ley que dispo
ne el aumento de loa sueldos de qae ditfru
ttn en 1h nctaalidad loa jefes y oliciales del
ejército."
Por ahí conviene la asimilación.
Imposible que extieedao el sufragio á
los territorios de Ultramar j imposible
que nos caminen el jurado.
Pero nos obsequian con la creciente
de los sueldos, y son capaces da regalar
nos la contribución de sangre.
Somoa felices, muy felices, extraordi
nariamente felices, y nos quejamos aúa.
El jornalero egota sus energías en la
faena diana, bajo la lluvia y bajo el sol.
El industrial ee asnta sin tregua, He
nando de ruido los talleres con el mar
tilleo constante del trabajo.
Y es iuútil la fatiga, porque el fisco
usurpa los productos mejores de la acti
vidad uumana.
I Llega el instante de couceder una
prerrogativa 7
Pues las masas no merecen considera
ción ninguna : las masas no pueden vo
tar. En el montón anónimo no hay
hombres : hay cosas.
4 Llega el instante de crear un im
puesto, do aumentar un tributo"
Pues las masas pagarán : las masas
son exeieotes para eso j para hacer los
capitales, los patrimonios, las fortunas,
que luego sirven a sus propios opresores.
Estábamos en un tris:
Ahora, cou esa aumento
Que no es un grano de anís,
Se acabará el descontento
Y se salvará el país.
Otro notabilísimo cablegrama, que
recomendamos al celo exquisito de nues
tro alcalde :
Julio 30 El Gobierno ba resuelto prohi
bir el baccarat en los Cnsinos da Sn Sebas
tian, ea víhe de loa escandalosos comenta
rio qae so hcíaa sobre la tolerancia que las
autoridades observaban eu esto asauto.
Mientras en Sn Sebastián te prohibe
el baccarat, en otras ciudades del planeta
a policía comercia coa el juego de un
mudo que escandaliza y asombra.
Hay casas, que la opinión señala con
el dedo, en que al rededor del tapis vert
se reúnen noche tras noche lo jugado
res, para entregarse con toda libertad á
us ejercicios montuosos.
Unas pagan diez DUROS DIARIOS, otras
pagan seis, otras dos, y aí se hacen
ricos los agentes, y se perturba el orden,
y se vician las costumbres, y prosperan
las malas artes.
Fuerte es la contribución j pero no
importa. Grandes sumas produce el con
tubernio infame ; pero es sabido que lo
prohibido vale mucho.
:iüTÍ juega,
arte sea la parte
3 negocio inicuo la
uu pueblo, de
mudóle. . .. leerte ear
Tan 8olo4xÍ8t una vía.
1 Una no más ?
No más que una:
Entrar eu la policía.
Aüíi, en la3 infelices ciudades de que
hablamos no piense nadie que tales
cosas ocurren en Ponce la acción poli
ciaca ee extiende á los mercados de car
nes.
Hablad, señora, hablad, que estoy dis
INO SUiiire por esa raiuu tuno u w
basta ahora euftí y voebtro relato, por pouo
Ana vitr tíMrihlft Á inpsnarado oue eea
el feecreto qae me reveléis, nanea iíegaiá á lo
qae imagine, a io quo yuuo jcuoa ucu
vointinincit nñnii fin mis tioctiea do ioAom
nio y en mia días aún más largoa qae las no-
He de Laceran llamamiento á ?aestrot
recaer doa.
ttAÁía línrarlrt nn Tnnv nrñcipos.
J, uu Via uwvvnvj j c
Gaaudo ncontraateia a Marcelina en
Qni.u i iodo lo oue estuvo á hu alcan
ce para evitar vuestra presencia, deaaletita-
J vjv. J ,
Si. ee modtió un poco Uaraña, pero mat
tarde au carácter ae uuiciuu. .
itió quo la amabais v
así mismo qo oa aoiab3, y eeo amor la ho
rrorizaba.
.i íTimir lii. d'cíai Se mostró, poi
el contrario, muy ronieuta cuaDdo vencí sa
carácter esqaivo y b ib vanmuu.
llenue tiaata ei ün. Mar
c-Jtoa no podu c larea con vos, eraia digno
da el. a pero e'ia uo io eia de vos....
Cl!óo Marcelina y Beaufort ia cogió lae
mauua quo entrujo con lueri euu o
tbeKUluI ugo cou vy s,ctu.
íMtrHnn Jn ísuüñó v seduio xxtx mi
serabie, y cuaooo la vieteis eu buza loa hUí
pura ocultar tu rana i
Hu f.ttta!
itdn! tOb! l
Fué an frito de tf
Krít propjo de 1?: '
clavito la uüaf
I I. ó mil cí;
te,- dijo, p''
Muí calma, h.' '
CíiStlf
Y es do ver coüiq los agentes que e
encargan del repelo cobran de Jo pica
dores una asignación cuotidiana, y entro
todos estafan al consumidor inocente.
El engaño y el robo eatin en aquellas
latitudes á la orden del día. No hay
prueba?, y la gante se escusa de acua&r
á loa prevaricadores, que de seguro
llevarían á los tribunales como reo de
atroz calumnia, al que dijera la verdad
mu rodeos.
No solo en laa casas de juego y en el
rastro de carnes desarrolla el pólipo del
I latrocinio sus rudos tentáculos, si que se
1. n . , Hisfinfn, rHmn, H ' lft rlmi-
nist ración. . Wv
Tiendas que pngan seis ú ocho pesos
á ciertos negociados municipales, las li
bran de pagar ochenta ó más al Munici
pio y al Estado, se ven por los barrios
extremos con frecuencia.
Y así cien y cien medios de exprimir,
de explotar, de hacer riquezas sin ren
dir culto á la santa virtud del trabajo.
Las autoridades, conociendo esas des
vergüenzas ó ignorándolas quién sa
be! aparecen cómplices y coautoras del
tráfico, y pasín freute al abuso, como
las estátuas simbólicas do la justicia :
cou la venda eu los ojos.
Cuando se tiene decoro
Es delicioso vivir
Con gentes de esa calaña
En sociedades así.
País en que esto sucede,
Y en que nunca tendrá fin ;
País que calla, cobarde,
Ha de ser un gran país.
NOTAS TELEGRAFICAS
New York, Julio 20 Según una car
ta que publica El Currier des Etats
Unis, en una sorpresa que sufrieron las
tropas españolas en el bosque de Illana
en la isla de Mindanao, los indígenas
lograron matar mil soldados.
El número de los asaltantes se hace
ascender á cinco mil.
Madrid, idem 21 Aumentan, en pro
vincias, las divisiones en el seno del
partido conservador.
Un periódico de la mañana dice que
el señor Cánovas no tiene ya autoridad
para mantener la cohesión y disciplina
entre sus correligionarios.
. Muchos creen que la lucha intestina
que desgarra al partido dominante se
debe á trabajos de zapa del señor Ro
mero Robledo, enemigo acérrimo del ac
tual Ministro de Gobernación, señor
Silvela.
La prensa hace la apología del aca
démico Alarcón, lamentando que la
muerte haya privado á las letras espa
ñoles de uno de sus más insigues culti
vadores. Nueva York, idem idam Según des
pachos directos de Madrid, ha fallecido
en esa capital el célebre novelista don
Pedro Antonio de Alarcón.
Idem, idem 22 Mr. Blaine ha decli
nado el honor que deseaban hacerle mu
cho de sus correligionarios, proponien
do su candidatura para la presidencia de
la República en la próxima campaña
electoral.
Madrid, idem 23 Se ha concedido
título nobiliario de Vizconde de Santa
Ciara, al primogénito del señor Conde
de Galarza.
El Gobierno ha adoptado nuevas pre
cauciones en la frontera hispano-Iusita-
na, en viRta de la agitación revoluciu-
-v rortugai.
Lóndres. idem ídem Ha llegado a
esta ciudad el príncipe Víctor Manuel,
heredero del trono de Italia. XjI recioi
miento que se le ha hecho ha sido muy
afectuoso j habiendo salido á su encuen
tro el príncipe de Gales.
Paris. idem 24 El recibimiento he
cho por los rusos á la escuadra francesa
. . r r 1
ha cau8aJo muena satisiaccion en ei go
bierno de la república.
La prensa se ídlicita por la cordiali
dad de las relaciones existentes entre
ambas naciones.
El Presidente Carnot devolverá á los
rusoa las banderas cogidas eu la guerra
de Oriente.
paeden confesar y cuya revelación la ame
nazaba de nn momento á otro, peueé en to
do.... en todo mecos en eao; en obo jamás.
"MecaEÓcon una mujer deshonrada! Con
nn BolíAm mA huhía tenido nn hiiol AL!
Miserable! lliaerable! Y yo que la amaba
tanto! Cómo habría podido adiviuailo!
,4Y si tavo el triste valor de hacerme creer
en sa cariño acompañándome basta el altar,
irmo fra nosibÍB oue suDíeso quo al dia si
guiente de poner á cabierto Ba honra, cuando
tnanfaba ea mentira naoia ae nuir aio
duda porque era mentira la causaba horrorl
Ah! Miserable! Miserable!
No la condenéis ni la maldigáis, esperad
á qae oa lo diga todo....
El quél
La justificación.
VII
Ecbóee Beaufort á reír haciendo an gesto
- i
y leventanco 'as mano ai aire.
iTrtái do iustificaila? iQaeré-a exn i-
-
csr ru conducta exculpándola tal veat Qué
irrtsicni f uea o. en, uauiau, iuo it;ugo ver
dadera curioaidad de oir lo que vaia k de
cirme.
Marcelina era oua joven honrada.
ál, lo era, pardier. y ha dado pruebas
de ilo! Si Mrcehna era .bou rada habiendo
ido riethonrada cuando joveo, y máa t.-irde
engañó a sa marido, cómo tlamaiéia á las
mujer ea qae pueden presentarse con la frea
te alt i sin eur jecer, porque teueo el coia-
.óa ain reorochel.... Si ilamaia Lomada a
Marcelina, como calificaréis á las jófcne
que siendo cnstaa en sa mocedad fueron más
' c i-taa esposas y Lacea qao el honor
8Jía el sayol....
ñor Beaufort, y laego la
- -"cogiéndose de
h
Vometió una
vSa turo la
- i... I
Roma, idiiíin El Papa ha dado
instrucciones a su Nuncio en París, Mgr.
Ferrata, para que mantenga muy cor
diales relaciones con el gobierno francés,
reconozca la legitimidad de las institu
ciones republicanas y excite á los ultra
montanos á qua acaten la forma de go
bierno que se ha dado Francia en uso de
su soberanía.
Nueva York, idem ídem Agítase de
nuevo la candidatura de Blaine para la
Presidencia da la República.
e cree que de este modo quieren
demostrar los amigos del Secretario de
Estado que este estadista continúa mejo
rando de salud.
Madrid, idem 25 Los fabricantes de
calzado de las Islas Baleares se hallan
muy irritados por las franquicia; qua se
conceden al calzado yankee en el trata
do de reciprocidad.
Los expresados fabricantes han resuel
to acudir á las Córtes protestando con
tra el tratado.
New-York, idam idem Comuni
can directamente de Madrid que la ma
yor parto de los emigrados españoles
están dispuestos a aceptar la lev de
amnistía recientemente aprobada por las
Cortés. Solamente el señor Ruiz Zorri
lia y algunos otros revolucionarios de
importancia rehusan admitir la amnistía.
Se cree que abrigan la esperanza de
continuar Ja agitación en España, con la
bandera de la unión ibérica.
Londres, idem idem En diversos lu
gares de Rumelia se ha despertado gran
terror contra la población judía, por ha
berse encontrado una niña griega des
trozada, y creer los fanáticos que ha si
do víctima de un sacrificio practicado
por los judíos.
Un judío griego llamado Stephanos
acusó de ese crimen á I03 judíos españo
les residentes en el lugar del suceso.
El Stephanos ha aparecido asesinado
y su cuerpo metido en uu saco.
New-York, idem idem A ía eutrada
de esta puerto se ha hecho con éxito
completo la prueba de un cañón de ace
ro de doce pulgadas. El proyectil al
canza la distancia de cinco millas.
Madrid idem 27 Según despachos
telegráficos de Marruecos, los morus hau
intentado cortar el cable que une á Es
paña con esa región del Norte de Africa.
El señor Ruiz Zorrilla deja en libertad
á los emigrados para que acepten la am
nistía recientemente votada por las
Cortes.
Por lo que hace á él la rechaza, con
siderándola harto restrictiva.
La prensa ministerial opina que la
mayoría do los emigrados aceptará la
amnistía.
Circula por la prensa la noticia de que
el Gobierno ha telegrafiado á las autori
dades de Sin Sebastián recomendándoles
que desistan de perseguir el "baccara."
ea lo principales Casinos de la expresada
ciudad.
Entre los federales catalanes ha sur
gido una difidencia capitaneada por el
señor Valles Ribon.
Los disidentes desconocen la autoridad
y jefatura del . gran escritor señor Pi
Margall
Idem, idem idem Anuncian del Es
tado de Indiana que so ha sentido en
Evansville un fuerte temblor de tierra;
á consecuencia del cual se han abierto
grandeserietas en la tie.-rw
Parit, idem idem Ha ocurrido,
terrible choque entre dos treoes de pie
cer. procedentes de París y Saint Mau
de. Las víctimas han sido numerosas.
Hasta ahora se cuentan quince personas
muertas y sesenta heridas.
a
Idem, idem idem Comunican del
puerto de Cronstadt que el Czar Alejan
dro, su esposa la emperatriz Mana y su
prima la reina Olga de Grecia han ido 6
visitar la escuadra francesa, habiéudose
mostrado muy afectuosos con los mari
neros, á quieues saludaban tamiliarmente.
Eu un Innch, dado á bordo del Dar ja
va á la oficialidad francesa, el Czar Ale
jandro brindó á la salud de Francia, y el
calpa un hombio qae contó fríamente cou la
debilidad de una adolescente y qae calculó
cual era el alcance de su crimen.
Marcelina era rica, ese hombre pobre y
íint ri timóse Marcelina y el
eductor no volvió á parecer mas y huyó
jaudo en cinta á au víctmia.
4En Suira faó en dondo Marcelina di
de-
ln nn niñn. v á loa docoí meaea de ocurrir
st. RnrríRO na encoutró ; iquó ea lo qne te
náia nna echarla en cara, aeñor Beaufortt
Marcelina me lo contó todo..., conozco haa
ta loa secretas uiásíntimoa de u corazón...
Hizo todo lo qae pudo para que oa atejaaeia,
y a os lo dije y seióia bastante leal par reco
nocerlo at, por qué o obstinásteis tantuT
Por nné no lo comorendísteieT
iY rámn nodía comurenderloT Había
tanta modestia y roeerva en sa roatro. Era
poaiblo que adivinase una mala acción en
qoelloa ojos siempre bajos y el impudor en
las pocas y tímidas palabras qae se ia esca-
Olí! Señor Beaufort! interrumpió Mar
celina eu acento üoioroao.
Hizo Beaufort un esto de cólera.
Qaó bien representó su comedia esa
ruojer inaignai
Otéis qna no sofría?
Para sufrir so necesita corazón y Mice
lina no lo tuvo.
L eucontrásteia en el sitio en que s
ocu taba y ia seguísteis 4 todaa partea a dor
de ae fué huyendo de vos. Os pidó que
oa ocupaseis de ella, fué su cuipaí VotiSt
presencia, palabras y coufeioues la causar"
un verdadero tormento, y no bicídtia o1
cuando por el conttario habtÍA sido neceda
evitar eu preaenca ooodecéudola y no pf1
teuudo más en ella. '
Comedí! Comedia! Oa repito, vióap
me enamorado excitaba mi patüóo, sfíira
de q je de tea manera me desluiobratla u-'l u
conaiaaií ído asi teoermo bsjo eu depemln-
congi
I
I
embajador francés Mr. Labculaye, lo
contestó bebiendo por la prosperidad de
Rusia.
La banda militar tocó la MarscUesa
Idem, idem idem La prensa de Br
iín publica, sin ninguna clase de comen
tarios, la noticia de que el emperador
Guillermo resbaló á bordo do su yacht,
habiéndose caido y lastimado una pierna,
hasta el punto de hnberlo prescrito los
médicos que camine lo ménos posible,
Madrid, idem 23. El señor Sagasta
visitará á la Reina Regente en Sn Se
bastián. Asegúrase que la mayoría de los emi
grados desiste do aceptar la amnistía
votada por las Cortes. Según parece,
influye mucho en este desistimiento la
actitud asumida por el señor Ruiz Zo
rrilla. París, idem idem. En el choque ocu
rrido entre dos treoes de recreo, proce
dentes do Sait Mandé y Paris, ha sido
mucho mayor el número de víctimas do
lo que se dijo al principio.
Hasta ahora se han recogido cuarenta
y tres persouas muertas y ciento cuatro
heridas, .en su mayor parte mujeres y
niños.
El choque produjo el incendio do los
carros y al tratar de extinguirlo cou las
bombas algunos pasajeros fueron aho
gados. Se atribuye la catástrofe á descuido y
negligencia de algunos empleados. Se
crée que serán reducidos á prisión.
Idem, idem idem. Comunican de
San Petersburgo que el gran Duque
Alejo, gran almirante de la escuadra
rusa, ha obsequiado con un suutuoso
banquete á bordo del vapor ruso Asict,
al almirante Gervais y á la oficialidad do
la escuadra francesa.
El almirante Gervais correspondió al
gran Duque cou otro banquete á bordo
del Marengo. En uno y otro fraterniza
ron los marinos rusos y franceses.
El Municipio de San Petersburgo pre
para los regalos con que trata de obse
quiar á los jefes y oficiales de la escuadra
írancesa.
El Czar Alejandro y el Presidente de
!a República, M. Sadi Carnot, han cam
biado telegramas muy expresivos, mani
festando la satisfacción que le causan
todos estos hechos.
Madrid, idem 29 Ha Degado á San
Sebastian una embajada marroquí. Se
preparan en su honor grandes festejos.
kloy la recibirá la Keina Kegente en
audiencia solemne.
New York, idem idem El periódico
demócrata The Sunf de eta ciudad ha
pubhcbdo un editorial, comentando eu
rérminos muy favorables un artículo del
General Jordán, que ha visto la luz en
la acreditada revista The Fbrum, y en la
que su autor establece que ha llegado á
ser una necesidad para los Estados Uni
dos la adquisición ó incorporación de la
isla de Cuba.
Idem, idem idem Ha fallecido Mr.
Federio Havemeyer, jefe del trust azu
carero. Paris, idem idem Toda la prensa dy
Francia está vivamente excitada por los
horrores que se refieren de la espantosa
catástrofe de los trenes de Saint Mando.
Hasta ahora todas las averiguaciones
han resol tari -Tr". 5 . us em-
pomuoican de an
. itzar Alejandra ha
l.uete oficial en
bu rcv
francés Gt,... y á los jefes y oficiales
de su escuadra.
Idem, idem idem Ei Times de Lon
dres publica la noticia, que le comunica
su corresponsl en Rusia, de que el Czar
ha mostrado visiblemente sa desagrado
por las manifestaciones en favor de la
república, que se han producido durante
las fiestis de la recepción do los marioos
franceses.
París idem 30 Comunican de San
0jnrq,ne jamás se la ocurrieron tan
s troce pensamientos.
laién os lo dijot
M lo dijo ella misma.
Os éngiCó á vo.- qne eráis sa amiga de
a mema manera que lo hizo conmigo!
-So, porque una vez quiso hair de vues
tro ádo, y la casaalidad, siempre la casua
lidaÜ hacía qae os ciazáseis de nuevo en su
canjino.
-Confesad qae.es may extraño qae la
cABialidad se encarnizase de esa manera
corm'go.
-Vencida al fin por vuestro amor é insis
teicia, tomó una enérgica resolución, la de
cortároslo todo.
Sí, era sa deber impuesto por la honradas-.--
ó-to habrÍAme hecho sofrir macho,
pies -me salvaba.... El honor lo irapo
ra.
-Y Marcelina no vaciló lo má minino.
iQ'JÓ decís?
i ijue Marcelina cumplió con sa deber tal
f conforme e lo dictaba el honor.... quiso
lecíroslo todo ó intentó en varias ocasiones
abordar esa terrible conversación. ...
La fltó el valor, fué cobarde.
lY qué rnaier eu su caso, señor ÍWnfr.rf
(habría tooido valor de hacerlo! Conocó s
vos afgana io no.
Pudo escribir.
Eso fué lo que hizo. .
;Qjó me ha escrito & mff pregantó
Beaufort cou amarga ironía.
3t, una carta muy larga en la que os
contaba toda sa vida, dede sa niñez y ado
Iwncencia pagadas al lado de on padre de
carácter silencioso y rodo hasta su falta y sa
deeeeperac'ófij el drama, en Üu, do sa vida
au omitir ningún dutaWe. '
Y qué e hito da esa cartaf Porque me
pateco mátil que o d-gi qu a pertona k
quieti ib di-tuiada n la recibió.
No la haló o -ibidi. Ta-nOíéu lo sabe
par au desgracia Mar e;a.
Petersbergo qu 3 el alcalde de la ciudad,
en nombio del municipio, ha obsequiado
con un gran banquete A los jefes y ofi
ciales do !a escuadra francesa, quienci
fueron á !as casis consistoriales escolta
dos por ana guardia de honor con baa
deras desplegadas.
Idem, idem ; idem Continúan cam
biándote telegramas de felicitación ruuy
expresivos entre el Czar Alejandro, él
presidento de la repúblca M. Sadi Carnot
y el almirante de la esauadra francesa
eu Cronstadt, 31. Gervais.
Idem, idem idem Dicen periódicos
muy autorizados que el almirante Ger
vais no lleva ninguna comisióu política
á San Petersburgo, sino que el objeto
de u visita ea demostrar visiblemente
las simpatías que unen al pueblo francés
y el pueblo ruso.
Lóndres, idem id En el banquete del
Lord Corregidor ríe esta ciudad, el jefe
del gobierno, Lord Salisbu ry, ha pro
nunciado un discurso en quo afirmaba
su completa seguridad de que nada ven
dría á alterar la paz de que felizmente
disfrutan las naciones europeas.
También dijo que el pueblo inglés se
prepara á dar la bienvenida á la escua
dra francesa, que ha de visitar sus aguas.
París, idem idem Dicen de San Pe
tersburgo que se ha descubierto una
nueva conspiración contra la vida del
Czar. Debía estallar en la misma ca
pital. La policía sorprendió una reunión, cu
yos individuo! hicieron resistencia al
intimárseles que estaban arrestados. En
el tumulto quedaron muertos siete in
dividuos, y Qros tantos lograron es
caparse. - enrr"
Lóndres, idem idem Dicen de Cons.
tantinopla que la epidemia del cólera
está haciendo horribles estragos en la
Meca. Las defunciones llegan á ciento
cuarenta diari&s.
DEBATE PARLAMENTARIO
El senor Labra
Continuación)
Todavía hay otra nota que estimar, y es
la que acusa la excepcional importancia quo
en las colonias tienen del problema de la in
migración, y el de la produccióo de Jas espe
cies privilegiadas y destioadas al consumo
universs!, al punto qno pueda aventuiaree
la idea de qae las colonias producen par loa
demás. De aq í la importancia extraordi
naria quo para ellas tienen el mercado ex
tranjero, la comunicación directa con éste y
las leyes do los países extraños. No necesito
decir nada sobra ei valor de ta inmigración,
ó sea la necesidad de brazos provenientes
de todas partos dnl mando, y la convenien
cia do atraer y aleutar en países nuevos as
energías individuales, mal contenidas eu las
aociedada viej is y muy atadas. Y, t o Ad,
eríacaer en 1 1 vuSgttridad el explicar e!
valor qne el capital extranjero tiene en la
organización do loa empeños colonialen. Por
esto, la ley de oxtranjoría y los tratados iu
ternac onales figurar entre los elemntoi
primeros de la vida de todas las colonias eo
el mando. Pero si concretamos la3 observa
ciones á las colonias españolas, y especial
mente a aquel as que van a ser objetóos
referencias esta tarde, la cosa toma mayor
iltura, y mis razonamiento adquieren mn-
yor evianca. Poiqoo si estimamos qoo loi
más graves do nuestros nroblemAS colonia
les so desarrollan en el golfo de Méjico, allí
dondo tenemos nuestras islas do Cuba r
Puerto-Kico como el iresto de un craa nau
fragio, pero al propio tiempo corno la re
presentación do una colosal historia y de na
inmenso poderío : i tonemos en cuenta que
en esto iostnnta se verifica el fenómeno ds
a couceun,;;tt jq pUei,OR u,j .nuerica
nos, formando con esto como un antemural
la influencia avasalladora de la gran Kepd
olica norte-americana ; si tenemos en cuenta
qae todo esto coincide con eso otro rao vi
miento do reincorporación, de atracción ó da
aproximación do las antiguas colonias inde
pendientes hácia el centro de la madre pa
tria, y si de otro lado se adviorte, como vie-
do la
eu me-
mu concierto !iiÉt',",,l'l"unii iwu uhu
nronio v Dfttsonalidarf-tf)ifrKi4?nte definida,
ilaatinA
es impodiblo desconocer que loT"pl1jTeuías
do nuestra política ultramarina no pueden
quedar relegados á una consideración secun
daria, ni ser upreciados con la modestia pro
pia de no interés momentáneo y doméstico,
puesto qae afoctan a nuestra repieseutación
internacional, á todo nuestro fastuoso pasa
do y a todo unestro espléndido porvenir.
De aqnf qno yo jamás examine estos proble
mas con espirita mezquino, y por los datos y
cou los snponstoB del pnro amor propio de
una familia determinada, y que me repugns
MUIP" 1 IH'I.miii Jim mm iiii i i II HW ""
iYqaéha sido de ellat vuelvo á repe
tir. -Estaba entonces Marcelina en Orindel
wald y la víspera os dijo, acordáos de sa
palabras: "Volved mañana, Pedro, y i i
' véis, será señal de que rae amáis atlo...
" será norquo me amaiójs á pesar de Hsde-
igualdades de mi carácter, no obstante f
' tau huraña, y seré, porque me amsróii
" ápe$ar de todo.11 0 cito sus mismai P'a
bra; cuántas veces me las repitió á rui!
'En el Intervalo de eee dia y 1 Bigaieots
os escribió y entregó la carta á ese organille
ro mano al que ya conocéis, el que se en
cargó de entregárosla en el Uotel de Qo
bra.
"Emborrachóle y perd-ó la oarta, lo qu
Maiceiinn no supo hasta más adelante, p"
qae Jan Jot, no atreviéndose & coufeíárí0
sa marchó á Francia.
"Al día siguiento os presentasteis allí ,n
imaginaros las angustia por las que pasrfi
Marcelina y volvisteis cuando os había dicho:
" Si volvó s, será porque rae amáis d pe'af
de todo11 Y entoaces creyó que la perdoná
bala. iY qaó fué 'o qno pensó al ver que yo 110
bacU uiuguua alucón A su cartaf
So dijo qae éiais más glande quo los
demás hombres, y qae vuestra alma era di
un temple superior a to las. Para tertnhr
sa curta Mmctdina o decía:
'-..para quo no tenga qae enrojecer, qn
nada en vuestra mirada la recueule iW
"rnblo confesión."
Si Marclina eacvibió esa carta no l
calpablti.
" 4 L dudaUl
iQuiéu me lo probará?
El testimonio del mismo Jan Jot qo ;
hablará eu cu-míu Marcelina so lo pennit y
Jan Jot, un borracho i quién l
creeral í" f
f
I
i Geni-ñus
f K

xml | txt