OCR Interpretation


La democracia. (Ponce, P.R.) 1890-1948, November 04, 1897, Image 2

Image and text provided by University of Puerto Rico, Río Piedras Campus, Library System

Persistent link: https://chroniclingamerica.loc.gov/lccn/sn90070270/1897-11-04/ed-1/seq-2/

What is OCR?


Thumbnail for 2

7
2
-"jal marqu
ste p
n
SmA Yvi7 (re
A Ina rnmnríí finft. en la canital
lar rnn ncrvprsa Intención, los disidentes autonomistas, que se dicen auto-
nnmlstas nnros. Póio Doaemos resnonaei-
. i
' . . . r
trabaje ninguna clase de limitaciones
.
ampliarlo y extenderlo, nasta el Jimiie
Es inexacto, aDsoiutamente inexacio, 4uo bi piuu uoer. ui j
TTe ínworifn f.nmnlfltflmí'ntA ínpyacto. aue el partido liberal ülda V
trabaie nlncuna clase de limitaciones
Antes tiende á ampliarla y á extenderla,
patible con la soberanía española
con la sooeraniü esuauow,
despecho y
Hay rocas tan sólidamente
constituidas, de base tan firme,
de raigambres tan hondas, que
resisten siglos y siglos la furia
de contrarios elementos, sin re
cibir el más leve desperfecto, sin
abatirse nunca, sin desplomarse
jamás.
Tal es Muñoz Rivera. Nació
nara la lucha, v ñor eso vino al
mundo dotado con todos los atn
butos de la fuerza. Sus actos,
sus escritos, su oratoria, tienen
una cualidad predominante : la
energía. Es, al par, un apóstol
y un atleta. El temple de su al
ma no se dobla ni se rompe.
Sólo así se concibe que pueda
contrarrestar, impávido, los em
bates de una oposición enconada
ó irreductible, que no ha omitido
medio ninguno para abrir terrible
brecha en su reputación política
Suerte que á Muñoz Rivera le
garantizan sus prop'03 actos, y
que en esta ruda cruzada empren
dida contra él pónese de su lado
el país, el verdadero país, y le
aplaude, y le apoya, y le alienta
á proseguir las arduas gestiones
que efectúa en beneficio de to
dos. Muñoz Rivera, discutido por
sus opositores como jefe político,
hasta puesto en tela de juicio co
mo patriota, autonomista y libe
ral, sale triunfante, por sus lie-
9 M.
chos, de todos los ataques que se
le dirigen.
Tiene en primer lugar la his
toria limpia, resplandeciente y
pura que registian las columnas
de La Dewocií acia, donde levan
tó el estandarte de Ja protesta
cuando callaban timoratos ú obs
curecidos alguucs de los que le
censuran hoy ,obteniendo una
popularidad legítima; igual, sinó
superior, á la que han conquista
do en el transcurso de nuestra
historia los más eximios varones
puertoirique ños.
En este mismo periódico se
hallan vinculadas sus aspiracio
nes, queson Jas de nuestro pueblo,
y Ja evolución lealizada por el
partido autonomista pone de ma
nifiesto su :atriotismo,$u mor al
terruño y sus principios liberales
y descentralizadores-
Todo esto lo ha hecho á
costa de trabajos sin núme
ro. En la última fase de su
labor política La sacrificado sus
inttie.es y sus comodidades ; ha
expuesto su misma popularidad ;
Aunque ciertas cosas no merecen respuesta, queremos evitar que el
tío y la envidia, encarnados en ciertos hombres, engañen al país.
iunaz Rivera
Son un purgante delieioso : compuestas puramente de sustancias
vegetales producen su efecto sin causar daño alguno al organismo.
Son el gran regulador del hígado 5 intestinos y curan rápidamente
las indigestiones, mareos, afecciones biliosas, jaquecas, dispepsia y
todas sus complicaciones y puriíican la sangro de todo veneno nocivo
como sífilis y sus derivados.
Las pildoras rusas Malako 11 usadas durante largo tiempo
en tenia Europa y America, en donde son prescritas por casi todos los
médicos notaoles, han sido la verdadera salvación de los enfermos y
L ollas so debo la desaparición de la terrible pesto de Levante que
asolaba los pueblos y destruía generaciones enteras.
Las pildoras rusas iXal2xloilse pueden usar en combinación
con el
Gran Depurativo Ruso " Malakoff "
ol único puriíicador do la sangre por excelencia, medicina maravillosa
para curar la sífilis en sus tre.s grados, eruiíciones, eri
ipelru herpes, por inveterados (pie sean, iexiiiiatisino
fsilil í ti!o, ulceras, clisinc !.;, bubones, escor
butoytodas las enfermedades (jue dependen de vicio ó veneno
en la sangre.
IOí?;ií?;r Como tónico, 1 ó pildoras al día y como pur
gantes 4 pildoras que se tomaran al acostarse Wen al levantarse y
siempre en combinación con el depurativo de que arriba hacemos
indicación.
THE MALAKOFF MEDICINE CO-,
New York, E. U. de A.
iNowjsu que ía nrma ue
envoltura de cada frasco,
esto requisito pueden eonside
TJ , , T
1 y- ;
Agente para la venta en Puerto-Rico,
Irogueria de RAMON i. GADEfi,
PONCE
n r
S (t J ÍTDLll J
v en algunos pueblos, echan á vo-
r . I
en esi luima.
.i. i ut i :Jo r
e e
igl(
en ei suiragio. Auieb men ueuuc
i r i f á. i i a j 'ti
en que io uuma ujbuuuh.
en la autonomía que se lleve á Cuba.
hasta ol límite en que resulte com
T. abierto el neo.ho noble v fran-
. , , , r , , "
C0 a los dardos de la calumnia y
delaiDiusticia..-. Jlaltaoaie un
sacrmcio, el ultimo: desautorizar
r 1 r 1 , "I 1 "
á la hoia de sus anneios, ai ins-
trumento de sus campañas, al
f ' 1
aAAn Qn ínfi-indWa todi
la savia de su propio ser, y lo ha
hecho sin vacilaciones, para cum-
reja la ief atura de nuestro par-
a: ,1
fiHn.
Ante ese rasgo dignísimo, el I
apasionamiento y la malevolen
cia deben callar.
Callen, pues, las cuarenta voces
Por fortuna el pueblo puerto
riqueño, que seguía y ensalzaba
antes al periodista de denodado
esfuerzo, sigue y ensalza ahora
al jefe político de rectitud y tac-
to poco comunes
Ese voto de confianza acorda-
do para Muñoz per el comité li
beral capitaleño; esas entusias
tas adhesiones de los artesanos
bayamoneses, que publicamos én
otro lugar; esas continuas mani
festaciones de aplauso y de afec
to publicadas Yo?La Corresponden
cia qué revelan, en suma, sinó
que él fundador de La Demo
cracia posee todr el amor, todo
el respeto y toda la confianza de
sus compatriotas!
El prestigio de Muñoz Rivera
e inquebrantable.
Sus enemigos trabajan en va
no por restarle las simpatías del
país.
Día llegara en que se conven
zan de la inutilidad de sus-esfuer
zos, porque la fortaleza de su ca
rácter, cuando es acompañada
por la sinceridad y Ja honradez,
se impone siempre sobre todas
las miserias y pequeñeces huma
nas. Los hombres de La Democra
cia se complacen en reiterar al
señor Muñoz Rivera el testimo
nio de una adhesión sin límites.
Sr
don Jacinto Texidor.
Guayama
Mí distinguido correligionario y
amigo : contesto las preguntas que,
bondadosamente, se sirve hacerme
sebre las cuestiones de política palpi
t&ntr, y lo hago desde las columnas
de este periódico para qne las conoz
can-muchas personas del partido que,
como usted, me han honrado con tal
muestra de deferencia.
Ante todo es preciso tener en cuen
ta ta diferencia qup va de uc dicho, y
aun de muchos dicheSj á un heeln.
No conviene distraer la atenció
aparezca en la
Ningunas sin
i arse genuiuas
(West ludios)
15a Democracia
fijándose y dando valor excesivo á
I
apreciaciones mas ó mno? juiciosas
qe están dispuestos á hacer cobre
nomores y cosas sujetos 4ua no son
capaces de Ir á ninguna parte, y lo
eme es menos todavía, que no saben
el vaior que en p0Htica tienen la3
palabras, ni los compromisos.
-i- . , m 1 i 1
jLia atención aeDemob xcneria íoaos
nía en ei campo uc ios sucesos, y
i j i
mientras mas cauaaos y silenciosos
- m . ii . t - i
Knwar rnn nrr.vftpho. I
estamos mas iiDertaa lencremos par
Los principales hechos que infor-
man nuestra vida política son : que
r ucno hilo bh uu tuiuuio iauuio i
Puerto Rico es una colonia española ;
ue no está constituida conforme al
pr0greso moderno; que por estola
opinión ha estado aividiaa nasca ano-
ra en siatúquot'stas y protestantes ,for -
.J X .Wtn..".! incondicional
w- r
y el autonomista ; que el paruao au-
onomista se na o vía ao -
Ur n .1,. M.nfoí frno Q TI.
" r - .
m-i.- ..n
.Kmmn, nn inrMtH niñnc as Q 7.nn flf
c" ,
H w& ,c " .
A írla ncfnH a oatn lAQ CP
ioniaieB el cambio de opinión que se
observa' en la Península y el entro
tnHn e n
tiene importancia capital para obte-
Inor nna nripntap.ion in mas orccia I
ner una
posible.
Anffic de a división nuestra en
fnsionistas y disidentes eramos pro
testantes con dirección autonomista,
noro maa nrotsatantes aue otra cosa
1 r. x 1, ,
Tí'.rfetY.na la masa entera fiel ais aue
no se avenía al gobierno de los foras
tome ranrpsf-nf arlas puí ó acunados
jI'uluuu -v. v. L X
en un partido que se llamó incondi
cionalmente español. m ,
Aquella masa, incoherente hasta
cierto punto, hubiera vivido asi éter-
ñamante con satisfacción ñoco dísí-
1 naii nu,c i'.uu MiLieiaüuiuii iv-w vi.
mnlada de nuestros adversarios si
rompiendo preecnpaclones pueriles
nr, r forma nnpstrn oartido. aue á
m Jn rio ínterrftffatitA intenta naber
si el incondicional es el único instru-
mentó de noder de aue auieren dis-
poner los gobiernos metropolíticos, ó
si hav gobierno allá que no tema
.mnoftir r. irtlií laq rtfiMi-
sabllidades del mando.
Seeúa a contestación que se dé á
esa pregunta que hace nuestro par-
tidocñ sabrá ror modo evidente los
grados de íealtad con qus se aplicará
r ' x
aquí la autonomía, cualquiera que
ella sea.
Se gobierna por Sagasta con no
sotros; pues no hay derecho a dudar
que en la futura autonomía, darán el
poder los comicios y no las preven-
clones ni el favoritismo. Por el con
trario no se nos cumplen las prome
sas, pues entonces Ja autonomía será,
en definitiva, una tersa, y en caca
autonomista vivirá un cándido.
Teme usted que la novia arregla
it ñus la lleve Barbosa v sus ami
gos, y para mí tengo que sí no son
js-sraer&H son muv racionales las si
guientes afirmaciones;
1? Si Sagasta nos da una autono
mía con representación en Cortes y
apoya eu uusuuv rgB w
A m. -m. r- v v t f W f Cl rt 1 TI mm É
es oastante ciaro que a noy
dará para el partido liberal sus cas
tos azanares.
promiso comraiau con hübuuus o üus
t J L- ' , I
da una autonomía a la inglesa, sin
representación en lories, no pucuc
predecirse con seguridad que la no
vía se quede con nosotros, pero tam
poco se puede augurar que se vaya
con otro.
Entonces en el último easo es muy
posible que nuestro partido forme la
derecha autonomista con los des
prendimientos Incoodicionales, ó acá-
so con todos los hombres del partioo
incondicional, que para esa época ya
no existirá.
Y usted convendrá conmigo que
una derecha así formada, puede, con
LA ELEGANCIA HABANERA
SASTREI1IA Y CAMISERIA
DE SUCESORES DE PENSOL
Atocha 1G Poxce. Pto.Rico
Eq este establecimiento acaban de recibir
escogida variedad en casimires de
fantasía
propios para todos los gustos.
Gran surtido en camisas, camisetas,
cor-
batas, etc., etc.
Baratillo en casimires de lana.
Sombreros de todas clases.
Precios sin competencia.
Ponce, Noviembre 3 de 1S97. 2m. d.
EMILIO PORRATA
Ponce, Marinall. Constante exis
tencia de ron en cuarterolas y garrafo
nes de las acreditadas marcas Fantauzzi,
lieparada, Jiestawada y Anttonctti
aceite de coco, ron corriente v alcohol
de quemar.
Compra y vende toda claso de frutos
del iaís. Ganado cebado vacuno, ca
brío lanar y cerda. Vacas recién pan
das, yuntas de bueyes y carros de me
dio uso.
Vende dos coches de dos arientos, de
medio uso, con sus caballos y arneses.
28 de Octubre de 1807. l-m-J.
azar Otero
ATOCHA 7 PONCE.
Renovada existencia de objetos pro
pios para regalos.
Constante surtido de loza, porcelana,
vidrio, cristal, hierro aporcelanado y
todo lo anexo al servicio doméstico.
Labros, música, instrumentos, pape
lería y efectos de escritorio.
Precio lijo y sin competencia.
justicia, aspirar a la mano de cual
T.rM-r Kntinfft
1 n r i
ta nii4 ena sp v Dir murrias nne iub-
' . . - I 1
gen
ene nreten nnp mn tpmor
que nos la lleven de las manos.
- ..... i I
Lias reformas radicales sólo se sai-
tran en manos cnnservadnr&S v la atl
tonomía en Puerto Rico, para llegar
.
am la ínn otlf wr? A 3 nlf 1 VA Q91 I
paia. ua Uc oer impiaui.u
i. j x j-, un I
paruao bmcer.mcaie iüuuui ;
a i j ; u ara vi
uiscromuiwuic wusm yuui - e -
sa. Dono ñor eiemnlo: y éste no se-
ría otro que la futura derecha autono
mista,
TT rv,Q .nnfori nrr nnA dOV
excepcional importancia a que en las
nuevas reformas haya ó no represen-
jitg v.. - - i
tacion wi, Pf .
der de este
los sucesos qae estar, pronto a desa
e necno mi opiio euu
,, - i. nrxu
rrouarae cu uu -
AmAn
V I1V d ILdliLKaLdriH HUI aui-ltli"""' 1
- -
r 1U Uá8. L1CI1HI1 I C)l tJBC"l"OiUU oui
f ; ministerial se en-
u.-4. x j
dos, de ellos 46 antillanos que en
cualquier momento pueden poner fin
a sn cestion en el Lrobiarno. iror
consiguiente, no habrá situación po
nnuo cu i a ciuusum , ,
gobernar si antes no logra saDer por
. 0 . I
mfidin de sus autoridades en cada co
Ionia cual será mas ó menos aproxi
1 t. 1 t x ,
madaroente el resultado de los co
micos que se convoquen para nom
11 11 i
I . - ... , . , 1
orar aipuiaaos a cortes
Ante esta legítima necesidad del
gobierno metropolítlco st imponen
dos conducta! ; una la nuestra, la de
?V1X
siga ios movimientos de la caneza
residente en la meiropou, que turne
en el poder; o b'en la de un partido
i c m
que pida la autonomía inglesa
la autonomía inerlesa sin
representación en Cortes, encargo
que desempeñaría quizás con gusto
el partido ce i5arDora, si nemoa ae
creer á ciertos manifiestos precurso
res de esta actitud.
SI por el contrario nos viene de
.golpe y porrazo la autonomía (que
DineiiQ cartido ha oedído sin renr9
sentación en el parlamento nacional,
entonees habrá desaparecido un iu-
menso obstáculo para que la ím -
plantación de la autonomía se haga
1 m
con tocia sinceriaaa y raitara un pre-
texto á la intromisión de la política
ministerial metropo'ítica en el go-
üicmo u 1 uuiüüi
hn eete gobierno turnarían dos
partidos, que la autonomía en pelo
nana nacer; ía aerecna y ia izquierda,
formando la derecha nosotros con los
incondicionales que quieran tomar
un puesto adecuado en el nuevo orden,
e cosas, y ia izquicrua ios cieraenios
disidentes de nuestro partido, capita-
neados por -barbosa, Kosy, Ameli y
orenaoo y oíros temperamentos ar- ei,ta infección, que casi siempre es
dientes y radicales. de carácter grave por su obstinada
Me pregunta usted así mismo cual pertinacia y por el estado de abatí
es mi opinión sobre el programa que miento en que suele dejar al que la
ei parimo naya ae desarrollar en euSQre
gobierno y aunque una opinión par
ticular vale poco, pues esa conducta
.
Ja hft dg proclamar C0Q eU3 actog e
f aturo gobierno mas que con estensos
programa8f trataré de complacerle
ann r-ia
porque bueno es que todo so discuta
con caima v buena té.
" . , . .
per0 esto sera objeto de otro artí-
icu0r De usted sn affmo. amigo.
Rosendo Matienzo Cintkon.
A DIESTRO Y SINIESTRO
Aquella nube .
üiáte es ei titulo de una obra en
que colaboraron varios escritores
puertorriqueños, por Iniciativa del
señor Fernández Juncos.
Entre dichas composiciones sobre
IMPORTACION ! EXPORTACION
Representantes de maaufactu-
o
12. CRISTO 12.
San Juan, Puerto Rico.
Casa en New York: Méndez
Agencia 7 Barclay Street
Octubre 14 de 1897.
1 malt.
SIS COMPETENCIA
Harina de trigo superior
11 Porvenir"
La calidad ele esta ha
rina es insuperable, y ca
da libra de ella está ga
rantizada.
P. SMITH JR. New York,
E. U.
Unico agente para la Isla
de Puerto Rico,
ARTURO MENDEZ.
San Juan.
Ciulo 12.
íbib
alepru originalidad una poesía
Irle (tOTO lis .
TrAfaSflde nn harano aue nota en
- r i
alomhrefl na nn lavanAfO.
UUD " .
Hiéreme oa r-yos asi
l. 1 m t I a nn ra ais nlAlIrt'nn.
' 1 1 3.1 1
iej
Visto ae cerca es un irpu. usuu
ae mogre
, , Hj incondicional
Anueuanuut
ve o aui i-' - w .-w--
Cuando estaba en auge, cuando
AToían en él todos los favores
del poder, era nube hermoia y bn
liante.
I A 1 -UI i 1- ron
SU BOUIUM u'JBua " "
nmui yu 4 o .
10y' Q njrftA
.. .
v aftHoP. oue en otro tie
- 7-1- . .
empo se
complacían en admiran, son noy ios
nrimeros ane. atraídos por ia rean
V7 desmenuzándola empeña
Uos en oreaentarla en toda su feal
dad
Slnembarero. Dará muenos seres
-
obceeaáos continúa siendo ese gui
ñaro el celaie esüléndido de marras.
Tienen ojos y no ven.
Pero ya saldrán de su engaño
cnando esa nube, convertida en nu
barrdn pardo, se deshaga sobre ellos
en recia lluvia de cesantías.
, , .
W de los húsares, que son oportu
-j-
" 1 .1 -in4k orín ftnnrtn
Iniatas v saben arrimarse al sol que
más callenta, apartándose de fantai
magoría8 más ó menos hermosas.
Pero fantasmagorías al fin.
NA nauierda óroaresista va nu
triendo sus filas.
Y el Comité Central?
Dios nno qué solos
se quedan los muertos!
Bajo el epígrafe "La salud en Cu
ba'' escribe lo siguiente al Globo, de
Madrid, su corresponsal en aquella
isla.
Han comenzado con toda fuerza
los aguaceros que. si refrescan nn
tanto la pesada atmósfera, parecen
inficionarla á la vez de todos los
1 pérmenes productores en estas enfer
merlades. eme asolan v destruyen
1 w x w
cuanto tocan.
La fiebre amarilla y las tifoideas
están en su período de auge las lia
madas valú íicas se ven también en
tnrla la forza d sn anop-ao v todas
van dejando señales de sus estragos,
j0 mismo en los peninsulares que
en ios naturales del país, de igual
modo en los habitantes de las po
blaciones, que en los procedentes
e campo; en toda clase de perso
na2 sin distinción de personas, sin
distinción de clases, se ceba por igual
La disentería cumple también á
conciencia su devastadora misión, lo
mismo que ía coqueluche 6 tos ferina
y tantos otros males como aquí rei
nan en e3ta época del año.
Han sido, y son también muy fre
cuentes y repetidas, las intoxicado
nes por malos ó poco adecuados ali
mentos, y tal cúmulo de males hsce
que el estado sanitario de la isla
ofrezca todos los caracteres y apa
riencias que ofrecen los pueblos que
sufren el azote de una peste ó de una
epidemia.
Al horror de este cuadro de enfer
medades infecciosas- hay que unir
ios tintes más sombríos y obscuros de
aquel otro formado por el hambre y
la miseria que aquí se deja sentir, y
que en algunas partes de la isla ha
llegado a ser lo mas espantoso que
puede suponerse.
'iva

c
A
r T
. i
-J
3
o
o
! fl ' .
'Ti. 2 "

fi
1
2b
uu
1X4
CU
CUBA
iu
Hay pueblos donde el número do
personas tallecidas asomoraria ai
poder consignarse; y para ptueba,
vaya un ejemplo; En el término
municipal de Palacios, de e?ta pro
vincia de Pinar del Rio, según un
periódico que tenemos a la vista, han
ocurrido en nn sólo día 52 def unció
nes y en el Hospital Civil del mismo
han muerto, en este ultimo mes ce
Agosto, sesenta de sus asilados.
Esto dará ana Idea de lo que pasa
en los hospitales militares, de los que
nada hemos de decir nosotros, pues
todo resultaría pálido ante la realidad
de los hechos.
Contra los males de este ínmodlfi-
cable clima, poco, muy poco pueden
los reenrsos sanatorios acumulados
en las diversas clínicas y los esfuer
zos de módicos y enfermeros ; Iss ci
fras de las bajas sufridas por nues
tro ejército acusan su relativa impo
tencia.
En corroboración de ste aserto,
sin contar con los aquí caídos, habla
rán ahí, con harta elocuencia, á Ips
ojos de todos los españoles, e.eos mi
les y miles de soldados que durante
meses sin tregua son devueltos a la
madre patria gravemente quebranta
da aquella salud que les robó los es
fuerzos empleados en esta campaña
y muertas qulzáp, para siempre, las
energías de una juventud agostada
en flor.
ECOS DE ESPAÑA
Se ha dicho que en estos últimos
días habían adelantado mucho los
trabajos de aproximación al partido
sllvelista de determinados elementos
de la mayoría conservadora, atribu
yéndose al señor Piial el éxito de
esta importante evolución.
Se añadíi que por lo pronto exis
tía ya un acuerdo encaminado á con
certar una especie de coalición elec
tora), que tomaría forma definitiva
cuando llegue el momento oportuno.
Por nuestra parte, declaramos que
no hemos podido comprobar estos
rumores, pero no nos cogería de sor
presa la realidad, después de haber
ieido la incolora y poco trascenden
tal circular del partido conseivador,
en la que éste poco menos que pre
siente el licénciamiento general.
El Correo Español publicó como
novedad ios tratos con Aguinaldo y
las condiciones que hace un mes da
ba la prensa.
Las últimas noticias no son esas, y
ya que El Imparcial no ha precisado,
lo haremos nosotros.
Aguinaldo pide, según cablegrama
oficial, 700 000 pesos. Y se asegura
que el general Primo de Rivera es
partidario de que se los den.
Qué menos para aguinaldo puede
dar España?
Respecto á la cuestión de Filipinas
se sabe que el Gobierno ha recibido
un telegrama del general Primo de
Rivera contestando á las preguntas
que se le han hecho acerca de la si
tuación de aquel Archipiélago.
Se ha asegurado, y lo consignamos
gólo á título de rumor, que el general
Primo de Rivera en su despacho ini
cia la conveniencia de entrar en ne
gociaciones con Aguinaldo, dando
cuenta de la cantidad qae pide y las
condiciones con que desea entregar
las armas. Si ello es cierto, supone
mos que al gobierno le bastara e;ber
que el general Primo de Rivera ee
inclina á esa solución para relevarlo
inmediatamente.
De todos modos, parece que este
es el propósito del Gobierno, y que se
ocupará del asunto el Consejo.
Los amigos del general Martínez
Campos siguen diciendo que este no
quiere ir á Filipinas, acaso porque
v
9
&
a ' El
, Z i x 0
' lü O t; lZ
0
uj É
f-- r3 tí
co r O 1
O vc tTl tí
ce ' I : !
J í? . - J - )
UJ

xml | txt